El riesgo de frotar los ojos constantemente

Actualizado: oct 19

A menudo frotamos nuestros ojos cuando están irritados, usualmente debido a sequedad, fatiga o por irritantes externos como el polvo o alérgenos.

Si bien frotar suavemente los ojos da la sensación de alivio (debido a que ayuda a desencadenar la secreción de lágrimas que los lubrican), esto puede generar efectos negativos si se hace brusca o frecuentemente, tales como:

- Enfermedades como conjuntivitis, úlceras corneales o queratitis: al frotar tus ojos con las manos sucias, incluso puede permitir la entrada de cuerpos extraños, como arena, puede desencadenar úlceras corneales por el roce. En esta situación es recomendable inicialmente soplar con aire para intentar la salida del cuerpo extraño y en algunos casos hacer lavado con suero fisiológico o agua para favorecer la salida de elementos dañinos.

- Si se ha hecho una cirugía ocular de párpados, glaucoma y cataratas: puede generar complicaciones en las heridas quirúrgicas o desencadenar infecciones y alterar el resultado estético, de control de la presión ocular o visual esperado; y en los casos de cirugía refractiva con láser (Lasik) puede incluso afectar el resultado visual al dislocar el lentículo corneal tallado durante el tratamiento con el láser.

- Si el rascado es frecuente y no controlado se puede inducir defirmidades de la córnea como el queratocono: con el paso de los años puede desencadenar en la aparición de una protrusión o abultamiento que produce distorsión de la visión y que puede hacer necesario, en el peor de los casos, una cirugía de trasplante de córnea.


- Alteraciones estéticas: Cuando frotas el contorno de los ojos, la piel (al ser muy sensible) se puede estirar y aflojar, favoreciendo la aparición de arrugas o problemas más importantes, como una ptosis (caída del párpado superior).

Entonces, ¿qué podemos hacer cuando hay picor y escozor?

Ante una irritación ocular, es recomendable el lavado con suero fisiológico frío (puedes enfriarlo en la nevera). También puedes usar lágrimas artificiales mientras estés expuesto(a) a pantallas por periodos prolongados de tiempo y puedes disminuir su brillo para estar más cómodo.

En caso de que no puedas evitarlo, podrías hacerlo suavemente en el canto interno, es decir, en la zona del lagrimal que no contacta con el globo ocular, aunque no con demasiada intensidad.

Si las medidas locales descritas no son efectivas deberás consultar al oftalmólogo para descartar enfermedades alérgicas u otras patologías oculares que deban ser tratadas adecuadamente para el control de los síntomas y evitar complicaciones más complejas.

Si tienes alguna consulta específica o quieres aclarar tus dudas, pide tu cita presencial o solicita la teleorientación y/o teleconsulta.

Tel. (57 1) 6142940 57 314 4151515

Calle 127 # 19A - 28 Edificio Acomédica I, Cons. 406

Bogotá- Colombia

7 vistas

Francisco Tovar Ucrós | Médico Cirujano Oftalmólogo | Bogotá, Colombia

info@franciscotovarucros.com | Citas: Tel. +57 (1) 614 29 40 Cel. +57 314 415 15 15

 

Política de Tratamiento de Datos Personales

 

Todos los derechos reservados ® 2019 | Prohibida su reproducción total o parcial.

Sobre mí      |     Cirugías y Procedimientos      |     Recomendaciones      |     Casos de Éxito      |      Contacto